viernes, 14 de septiembre de 2012

Tenían más de tres meses separados, médico que se suicidó y joven con la cual procreó dos hijos

TEUDDY A. SANCHEZ
BARAHONA.- Tenían más de tres meses separados, el doctor Sócrates Bolívar Gaton Hernández de 62 años y su concubina, Erica Sánchez Féliz de 25, quien había decidido terminar las relaciones con el occiso, por los constantes celos que era sometida.
La pareja llegó a procrear dos niños, de cuatro y tres años, en el tiempo que duró la relación, según se desprende del informe de la Policía.
El parte policial indica que Gatón Hernández se presentó a la vivienda de ambos, situada en la calle Elizardo Sánchez número cinco en el municipio de Enriquillo, después de las 1:00 de la madrugada del pasado miércoles, donde preguntó por sus dos hijos.
“Ellos están dormiendo, y ya es muy tarde de la noche, por lo que este haló el revolver que portaba en la cintura donde me amenazó con matarme”, narró Sánchez Féliz a los investigadores policiales.
El informe señalada, que a pesar de que ella trató de convencerlo, éste de retiró, tras realizar un disparo hacia el interior de la vivienda, sin causar daños.
“El se marchó y se introdujo en el carro donde se hizo el disparo”, explica la joven.
Gatón Hernández se hizo el disparo en el interior de su vehículo, un Peogue, color verde, placa A462878, muriendo cuando era trasladado al hospital de Enriquillo,
El disparo se lo hizo a nivel del maxilar inferir sin salida, con un revolver calibre 38 de marca y numeración no visible. En la escena del crimen fueron encontrados tres casquillos y tres capsulas.
Además en el interior del vehículo fueron localizados 19 mil pesos, propiedad del occiso, entre otras pertenencias.
El reconocido cirujano residía en la calle Genaro P. Rocha número 38 en Pedernales, donde llegó procedente de San Francisco de Macorís, hace unos 20 años.
La joven Sánchez Féliz dijo que el occiso era muy celoso, y que ella no podía hablar con ningún hombre, ya que inmediatamente le “peliaba”.
El cadáver del doctor Gaton Hernández, fue traído a la morque del hospital regional universitario Jaime Mota, desde donde fue enviado a Patología Forenses en Azua donde se le hizo una autopsia.

0 comentarios

Publicar un comentario en la entrada