jueves, 22 de agosto de 2013

Pacto por la educación es un pacto de amor



POR JOSE ALCANTARA.
Tomado de Ecos del Sur.

“Padres y madres: ustedes son los que tienen que vigilar que se imparta docencia en las escuelas. Ejerzan sus derechos, porque tienen el apoyo del Gobierno". Estas son palabras del ministro de Educación de la Republica Dominicana maestro Carlos Amarante Baret, para ilustrar el interés del señor presidente del País Lic. Danilo Medina Sánchez,  en el desarrollo de una enseñanza de calidad en todo el territorio nacional.

Nuestro presidente ha hecho un vehemente llamado a todas las fuerzas políticas y sociales, para que se integren a los trabajos para construir un pacto por la educación, para elevar la eficacia en el proceso de enseñanza y aprendizaje de  todos/as los/as los integrantes de la comunidad educativa.

Entendemos que ese pacto debe incluir la formación de docentes con  calidad, un/a  Docente que se preocupe en  ser el facilitador o mediador entre el conocimiento que se construye y los/as estudiantes  que aprenden. Que comprenda con bastante claridad que la educación de los seres humanos debe ser responsabilidad de los/as maestros/as, de la comunidad educativa y de la sociedad  en general, y que  esa formación también debe darse en las universidades, que son las responsables de formar a los futuros maestros/as.

También el pacto debe incluir, como ya se está haciendo, la revisión de todas las aéreas curriculares del sistema educativo, donde se tome en cuenta las regiones geograficas a la hora de implementar políticas educativas que impliquen la formación ciudadana a través de las materias del área de las ciencias sociales, para que se comiencen a formar individuo con habilidades para la vida en los aspectos del respeto y la tolerancia a los demás seres humanos.

Un currículo que abarque todas las ciencias del saber, dirigido a fomentar en los/as niños/as la búsqueda de la novedad,  curiosidad intelectual, originalidad y que tenga un  pensamiento convergente, que se haga aliado de la naturaleza y que tenga como objetivo principal la formación de un nuevo individuo de calidad para el buen futuro de la patria.

Incluir en él la responsabilidad de la familia como ente unificador y guía de todo el que hacer educativo para llevar a los educandos/as a reconocer su situación real, diagnosticando lo que ocurre a su alrededor, llenando sus  expectativas escolares y proporcionándoles a sus hijos/as las facilidades de ir a los centros educativos y realizar las tareas al estos llegar a la casa. Que la familia se convierta en aliada del gobierno en las tareas importantes de recuperar la confianza en el sistema educativo, para que todos y todas vean la escuela con amor, para que la cuiden y la aprecien, unificando la comunidad alrededor del centro y se pueda compartir en actividades propias de la escuela que sirvan para la educación y la diversión.

Por eso, ese pacto educativo que el gobierno está proponiendo debe estar sustentado también en qué se va a enseñar, partiendo del hecho en que existe una línea general que establecen los fundamentos del curriculum dominicano que en innumerables ocasiones ha sido violado por diferentes actores del sistema nacional, que no toman este documento como guía para aplicar de manera correcta lo que se sugiere en el.

 Hay que emprender una cruzada nacional también, para  mejorar  la cantidad de horas en el aula, para que los/as estudiantes puedan aprovechar más y mejor el tiempo en los centros educativos. En ese sentido los/as docentes tienen que ayudar de manera preponderante a permanecer en las aulas, interviniendo con calidad en ella para que todo se desarrolle en paz, armonía y con amor, para obtener al final de la jornada la satisfacción del deber cumplido. Si logramos ese pacto por la calidad de la educación en la Republica Dominicana, entonces podemos decir con tranquilidad que se ha conseguido realizar la mayor revolución educativa en nuestro país y todo eso se logra, teniéndole amor a las tareas que se nos ha encomendado: ENSEÑAR Y APRENDER.  

0 comentarios

Publicar un comentario